Animales

Cómo saber si mi perro tiene leishmaniosis

Pin
Send
Share
Send
Send


La leishmaniosis o leishmaniasis canina es una enfermedad infecciosa causada por un tipo de parásito microscópico conoc >

Actualmente, la prevalencia de esta enfermedad está en torno al 70% en nuestro país y el mosquito se puede encontrar en toda la geografía española y en casi cualquier época del año, debido al calentamiento global. Sin embargo, es más abundante de mayo a octubre y hay más riesgo de picadura al amanecer y al atardecer.

Existe tratamiento para la leishmaniosis pero la mejor arma para combatirla es la prevención a través de pipetas y collares. También contamos con una vacuna. Sin embargo, hoy por hoy no ofrecen un 100% de protección. Asimismo, se pueden usar inmunoestimulantes como la domperidona, ya que también han contribuido al control y prevención de la enfermedad.

Síntomas de la leishmaniosis canina

Los signos clínicos son muy variables y dependerán del grado de infestacion y de la localización del parásito. "Pueden comenzar por síntomas tan poco específicos como falta de apetito, pérdida de peso y falta de vitalidad. Tradicionalmente en la piel y el pelo es frecuente observar pérdidas de pelo alrededor de ojos, orejas, heridas de difícil cicatrización, crecimiento descontrolado de uñas o lo que llamamos hiperqueratosis plantar o mal estado de los pulpejos (yema de los dedos)", explica el veterinario Pedro Ruf, propietario de la clínica veterinaria Arganzuela y vicepresidente de Asociación Madrileña de Veterinarios de Animales de Compañía (AMVAC). En otras ocasiones pueden verse afectadas las articulaciones provocando cojeras intermitentes de difícil control. En formas crónicas, el riñón y el hígado pueden verse afectados, empeorando el pronóstico.

"Lamentablemente en ocasiones hay animales que actúan como reservorios de la enfermedad y que no desarrollan signos clínicos, por lo que es especialmente importante el chequeo anual que descartará los positivos sintomáticos y asintomáticos", advierte el especialista.

¿Se ha contagiado?

Ante la sospecha de esta enfermedad se pueden realizar diversas pruebas para confirmar el diagnóstico: análisis para detectar la presencia de anticuerpos o una PCR que consiste en la amplificación del ADN del parásito (también mediante la extracción de sangre).

"Los test disponibles para la detección temprana de la enfermedad son cada vez más sensibles. Asimismo, las técnicas de detección más sofisticadas y precisas, como la PCR o el aspirado y citología de médula ósea, se utilizan para confirmar posibles casos dudosos", aclara el veterinario.

Pipeta, collar o vacuna

Existen diferentes maneras de prevenir la picadura del flebotomo. Lo más importante es consultar con nuestro veterinario de confianza sobre cuál es el método más efectivo en función de nivel de riesgo. Por ejemplo, si duerme en el jardín, si el lugar donde vivimos está considerada como zona de riesgo, así como nuestros hábitos y costumbres.

En función del riesgo recomendará collares, pipetas. Si el nivel de exposición es mayor es probable que recomiende la administración de una vacuna para prevenir la picadura del mosquito y el desarrollo de la patología. Otra medida recomendada "es descartar anualmente la presencia de la enfermedad aunque se usen medidas de protección, ya que el riesgo cero no existe.

Y es que "la detección precoz de la enfermedad permite que el tratamiento, pese a ser paliativo, mejore enormemente el pronóstico de supervivencia de las mascotas afectadas", recuerda Pedro Ruf. El pronóstico de la enfermedad dependerá del grado de afección de órganos internos. "Si se desarrolla una insuficiencia renal concomitante, el pronóstico es grave o muy grave", indica.

Los tratamientos actuales antiparasitarios no pierden eficacia con el agua si el animal se moja, siempre y cuando tomemos ciertas precauciones como, por ejemplo, esperar un par de días antes de bañar animal cuando se aplique la pipeta o no quitar el collar antiparasitario si la mascota se va a meter en el agua o lavar. Obviamente, nunca hay que frotar el collar con jabón, ya que entonces sí podría perder su eficacia.

También te puede interesar:

  • Leer: ¿Cada cuánto tiempo se puede bañar a un perro?
  • Leer: Cómo evitar que tu perro sufra con las altas temperaturas del verano
В© ВЎHOLA! Prohibida la reproducciГіn total o parcial de este reportaje y sus fotografГ­as, aun citando su procedencia.

¿Qué es la leishmaniosis?

Como ya hemos mencionado, la leishmaniosis es una enfermedad parasitaria transmitida por unos insectos de tamaño reducido, conocidos como flebotomos.Son insectos nocturnos y, por tanto, su momento de mayor actividad se registra al anochecer, con temperaturas superiores a los 16º. Su período de actividad se desarrolla desde el mes de marzo a octubre, ambos incluidos.

¿Que síntomas puede presentar?

La infección de leishmaniosis produce en nuestro perro una afección sistémica, afectando a varios órganos y provocando un deterioro progresivo del animal. El animal muestra diferentes manifestaciones.Algunos pueden presentar signos clínicos muy evidentes. En otros, en cambio, no se producen tales manifestaciones.

Tratamiento y prevención

Las actuales terapias raramente eliminan de forma completa la leishmaniosis y la curación completa de la infección suele ser una excepción. Si bien, diagnosticar y tratar la enfermedad de forma precoz nos ayudará a paliar los síntomas y contribuirá a que el animal recupere su calidad de vida aunque permanezca infectado y positivo a leishmania. El tratamiento que reciben suele ser muy llevadero para el animal. Nuestro veterinario nos asesorará sobre cual es el tratamiento más eficaz de la leishmaniosis canina en sus diferentes fases clínica.

Proteger a nuestro perro de esta grave enfermedad puede ser nuestra mejor arma. Si habitamos en zonas de alto riesgo, recomendamos:

  • Poner tela mosquitera y usar antimosquitos cerca de donde descansa nuestro perro.
  • El uso de pipetas y collares repelentes, pues contribuyen a reducir las posibilidades de infección.
  • Actualmente existe una vacuna específica para prevenir la leishmania, la cual, refuerza la respuesta inmune celular de nuestro perro.

Recuerda que existen varias formas de prevenir la leishmania canina pero ninguna de ellas es 100% eficaz. En la Clínica Veterinaria Albacora estaremos encantados de atenderte para resolver dudas sobre esta enfermedad, su tratamiento y prevención.

Esperanza de vida de un perro con leishmania

La leishmania no es una enfermedad que vaya a poner la vida de tu colega pendiendo de un hilo. El parvovirus o la torsión gástrica pueden matarlo de un día para otro, pero la leishmaniosis puede estar inactiva en su cuerpo toda su vida, manifestarse tras un par de años o aparecer al poco tiempo de recibir la picadura del mosquito.

Es decir, su esperanza de vida es óptima siempre que reciba el tratamiento adecuado. Recuerda que no hay remedios caseros ni naturales para la leishmaniosis, solo los medicamentos recetados por un veterinario y administrador por ti.

Síntomas cutáneos de la leishmaniosis en perros

Los síntomas de esta enfermedad son muchos y variados, por lo que no podemos esperar a que aparezca uno en concreto para acudir al veterinario. Encontrarás en internet que las pistas más comunes de que un perrete tenga esta enfermedad se encuentran en su piel y en sus ojos, que estarán hinchados y en mal estado, en relación a su dermis, los primeros indicios del ataque de este parásito están en las orejas y en la piel.

Notarás que las heridas que se hace tardan más en cerrarse y que le aparecen algunas sin explicación aparente. No solo su piel se verá perjudicada, también todo su estado de salud en general. Notarás acumulación de piel muerta sobre su pelamen, será más propenso a contraer enfermedades oportunistas como la conjuntivitis y le aparecerá dermatitis sobre la piel.

La leishmaniasis en perros es contagiosa

Si detectas estos problemas sobre su cuerpo la solución no es intentar recurrir a remedios caseros para aliviar su dolor, sino llevarlo al veterinario cuanto antes. Si no reaccionas, este parásito seguirá machacando su cuerpo. No te olvides de que esta es una enfermedad contagiosa, por lo que es conveniente que tengas cuidado cuando lo relacionas con otros perretes. Vigila también tu salud, pues se puede dar el caso de contagios a personas.

Pero no todos los peludos desarrollan pequeñas lesiones cutáneas o conjuntivitis. Muchos PetLovers no son capaces de explicarse por qué sus colegas pierden peso de repente o se muestran muy cansados a diario. Estos dos síntomas suelen estar asociados a un cáncer, pero si le ha picado algún bicho con anterioridad, sospecha que en realidad se trate de leishmaniosis.

Ojos de un perro con leishmania

Otras maneras de saber que tiene leishmania, además de mirando sus ojos, que pueden estar un poquito rojos, es porque también sangrará sin motivo aparente. En especial tenemos que señalar la hemorragia que podrá tener en la nariz y también a nivel interno, lo que se manifestará con sangre en las heces. Puede llegar a sentirse tan débil que hasta cojeará.

Cómo por culpa de la leishmaniosis su sistema inmune estará muy debilitado, será presa fácil de las bacterias, por lo que enfermará y tendrá fiebre. Un peludo suele tener un par de grados más que nosotros, pero si notas que está especialmente caliente además de estar teniendo alguno o varios de los síntomas aquí descritos, es probable que tenga leishmaniosis.

Cómo prevenir el contagio por leishmaniosis

Por fortuna, la leishmania es una enfermedad que no es frecuente y está desapareciendo, lo que no quiere decir que no tengamos que estar pendiente de no ser contagiados. La leishmaniosis la contagia la picadura de un tipo de mosquito que vive en lugares calientes y húmedos. Sabiendo esto, la mejor manera de prevenir la leishmania es evitar este tipo de lugares.

Pasear por zonas especialmente cálidas con agua pantanosa o reposada con tu perrete facilita el contagio. Si tienes cualquier duda sobre esta enfermedad o sobre si este año se han detectado contagios en tu zona, haz tu consulta a nuestros veterinarios online. En Barkibu, estamos a tu lado para todo lo que necesites.

¿Te has quedado con dudas? Pregunta a nuestros veterinarios:

Cómo saber si mi perro tiene leishmaniosis

Para empezar, debemos tener una serie de conceptos claros para conocer mejor la enfermedad de la Leishmaniosis y aclarar algunos mitos que se han creado a su alrededor:

  1. Lo primero que debes saber es que la leishmaniosis es una dolencia crónica que no tiene cura. Pero esto no significa necesariamente que tu can vaya a morir. Con las atenciones adecuadas puede llevar una v />
  2. La leishmaniosis es un padecimiento endémico y estacional. Tu cánida mascota va a tener más o menos posibilidades de contraer esta enfermedad en función del lugar donde vivas. Por ejemplo: en zonas con épocas de mucho calor y de bastante humedad, las posibilidad de contagiarse de leishmaniasis del animal es muy elevada. Esto es debido a que son las condiciones idóneas para la proliferación del mosquito que transmite la enfermedad.

Pues una vez explicado esto, ya podemos empezar a conocer los síntomas para identificarlos rápidamente y poder ofrecer los tratamientos a tu fiel amigo.

Síntomas de la leishmaniosis en perros

Debes prestar la máxima atención a los posibles síntomas para conocer si tu perro padece leishmaniosis canina. Es muy importante la detección precoz para tener más posibil >

No queremos ser alarmistas, pero recuerda que puede llegar a ser mortal si no recibe el tratamiento adecuado y no se realizan adecuadamente los controles posteriores para ver la evolución.

La enfermedad de la leishmaniasis afecta a los perros de dos maneras diferentes. Puede afectar de un forma cutánea (en la piel) o de forma visceral (riñones e hígado).

Si observas que a tu mascota le aparecen úlceras en las patas, en la cabeza o en el borde de las orejas, posiblemente sean síntomas de la Leishmaniosis. También puede tener inflamación ocular que puede llegar a afectar su visión. Puedes ver también Cómo ven los perros.

Es muy recomendable ir al veterinario urgentemente si detectas alguno de estos indicadores para que los observe y diagnostique. En el siguiente enlace puedes ver cómo limpiar las orejas a un perro.

Otros síntomas de la leishmaniasis en los que debes fijarte para averiguar si tu mascota sufre leishmania canina son la pérdida anormal de pelo, crecimiento inusual de las uñas, caspa en la cabeza, heridas que nunca se acaban de curar, diarrea persistente o sangre en la orina. En ocasiones agrietamiento de las almohadillas plantares con infección. También puede llorar sin motivo aparente. Puedes ver aquí más información de por qué llora mi perro.

Asimismo, también existen otras señales que son algo más difíciles de detectar, pero que pueden ser un indicio de que tu perro ha sido infectado por este parásito. Por ejemplo:

  • Atrofia muscular
  • Aumento de los ganglios de las ingles y el cuello
  • Cojera persistente
  • Conjuntivitis
  • Debilidad general
  • Dermatitis
  • Fatiga injustificada
  • Fiebre
  • Hemorragia nasal
  • Inflamación articular
  • Inflamación del abdomen
  • Pérdida de peso inusual (ver por qué no come mi perro)

Pero lamentablemente, no todos los perros muestran los mismos síntomas. Incluso existe la posibilidad que algunos no presenten síntomas durante varios años a pesar de estar infectados. Esto sucede porque, al igual que los humanos, si tu cánida mascota tiene muchos años y sus defensas son débiles, es fácil que enferme rápidamente. Pero en cambio, si es joven y su sistema inmunitario es fuerte, puede estar infectado por el parásito de la leishmaniosis y vivir con toda normalidad sin mostrar ningún síntoma. También debes saber cómo quitar garrapatas al perro.

Cómo actuar frente a la leishmaniosis canina

Ahora ya sabes que es muy importante poder detectar lo antes posible esta dolencia (detección de la leishmaniosis precoz). Si te das cuenta del problema cuando la enfermedad parasitaria está en un estado poco avanzado, tu mascota tendrá muchísimas más posibilidades de poder llevar una vida normal. Pero claro está, con el tratamiento y control adecuado.

Mosquito felbotomo transmisor de la Leishmaniosis

Efectivamente, puede llegar a ser un problema de salud muy duro tanto para el animal como para el dueño. Pero debes armarte de paciencia y ser constante con los medicamentos que debes darle y no saltarte ningún control veterinario. De este modo evitarás rebrotes, recaídas o empeoramientos repentinos de la salud de tu peluda mascota perruna. También te puede interesar cómo quitar las pulgas de un perro.

Como hemos dicho anteriormente, la leishmaniosis no tiene cura. Si tu mascota padece leishmaniosis, será para toda su vida. Esto es algo que debes aceptar con positivismo, cariño y responsabilidad hacia tu can. Ya que actualmente, los perros infectados puedes llegar a tener una vida perfectamente normal con las atenciones adecuadas. Al fin y al cabo, ¿qué no harías por ellos?

Para evitar que tu perrete se infecte, actualmente existen en el mercado una gran cantidad de pipetas, pastillas y collares repelentes del mosquito que transmite la leishmaniosis. De este modo, puedes prevenir la picadura de este insecto. Del mismo modo, también existen unas vacunas muy eficaces que harán que tu animal esté bien protegido contra esta enfermedad. Consulta a tu veterinario.

Para concluir, recuerda que lo fundamental para detectar la leishmaniosis en un perro es:

  1. Debes estar alerta a los posibles síntomas que hemos explicado.
  2. Debes acudir de inmediato al veterinario para que lo diagnostique.

En el siguiente audio puede obtener más información sobre la Leishmaniosis y su prevención:

¿Quieres saber más?

Te informamos que este artículo es solo informativo. En Curio Sfera .com no tenemos la potestad para realizar diagnósticos ni recetar ningún tipo de tratamiento. En caso de que tu mascota manifieste algún síntoma o malestar, debes acudir urgentemente al veterinario. Tu perro te lo agradecerá. 🙂

Si quieres ver otros post parecidos a Cómo saber si mi perro tiene leishmaniosis te recomendamos que pases por nuestra categoría de mascotas. Del mismo modo, puedes escribir tus preguntas en el buscador de respuestas que encontrarás a continuación. Y recuerda, si te ha gustado, compártelo con tus amistades y familiares, o deja un comentario. 🙂

Pin
Send
Share
Send
Send